lunes, enero 19, 2009

Quick-Step. Las clásicas vuelven a ser el objetivo

La plantilla

Pese a pasar un año algo duro debido a su positivo en cocaína, Tom Boonen consiguió finalizar la temporada con unos resultados al alcance de muy pocos, sobre todo tras volver a hacerse con la Roubaix tres años después de su última conquista. Además de demostrar que sigue siendo uno de los mejores cuando se trata de pasar adoquines, Boonen también destacó en las llegadas masivas, consiguiendo tres triunfos parciales en Qatar (además de la general), y una en California, Bélgica, Austria, Valonia, Circuito Franco-Belga, rematadas con otras dos etapas en la Vuelta. De su presencia además se pueden aprovechar sus compañeros, como vimos en el último Tour de Flandes. Esto puede ocurrirle al polivalente Chavannel, el cual tuvo un año espectacular. Se proclamó campeón francés contra el crono, ganó una etapa en el Tour, se vistió de líder en la Vuelta, se llevó la Flecha Brabançona y A través de Flandes, y por si esto fuera poco, se hizo con triunfos parciales también en Cataluña, París-Niza y Mediterráneo.

En las llegadas masivas, además de Boonen, cuentan con Allan Davis, el cual llegó una vez iniciada la temporada, la cual había comenzado con una segunda plaza en Down Under y un triunfo parcial. Ya con Quick-Step el aussie consiguió numerosos puestos, destacando su tercera plaza en la Vatenfall y su cuarto lugar en Plouay, a lo que sumó una victoria de etapa en Polonia además de la clasificación de los puntos. También habrá que seguir de cerca los progresos de Weylandt, que dio otro gran paso adelante llevándose la Nokere, la Omloop Van de Vlaamse Scheldeboorden y un triunfo en la Vuelta, además de ser tercero en la Gante y 16º en Roubaix. Esperando su momento veremos a corredores como de Jongh, el cual pudo hacerse con dos victorias (Kuurne y Tour de Rijke), y estar a punto de conseguirlo también en A Través de Flandes y Qatar.

Donde más han buscado reforzarse es en las carreras de las Árdenas, aunque pierden a grandes corredores como Bettini y Visconti, además del fichaje frustrado de Schumacher tras su positivo en el Tour. Uno de sus hombres es Chavannel, pero aún hay que ver en qué se centra, lo cual dará un gran protagonismo a hombres como Barredo y Pineau. El asturiano no tuvo muy buena suerte este año, pero al menos pudo hacerse con la octava plaza en la general de Niza, de donde se marchó con un triunfo parcial, y a punto estuvo de llevarse un triunfo parcial en el Tour. Pineau por su parte firmó uno de sus mejores años, pero como viene siendo habitual, le faltó la guinda al pastel que hubiera significado la victoria. Aún así, fue décimo en Amstel, 11º en Flecha, segundo en Paris-Camembert (solo superado por Valverde) o 14º en los Juegos Olímpicos, demostrando que puede estar a un gran nivel en este tipo de carreras.

En las vueltas por etapas, gran problema del equipo belga normalmente, se vuelven a quedar algo cojos, siendo Stijn Devolder su mejor protagonista. El belga consiguió su mejor resultado en una prueba de un solo día, y es que se mostró intratable en el Tour de Flandes, a lo que sumó una séptima plaza en Roubaix, el proclamarse campeón belga contra el crono y el ser sexto en el Mundial de dicha especialidad. En lo que a vueltas por etapas se refiere se hizo con otras dos victorias en generales, en Algarve y Bélgica, y fue además cuarto en Benelux.

Además de Devolder, en las cronos cuentan con dos buenos hombres. Cornu, sin conseguir grandes resultados (destaca sobre todo su tercera plaza en el nacional contrarreloj), dejó muy buena impresión en el final de temporada, sobre todo la primera semana de laVuelta, por lo que habrá que ver si es capaz de confirmar todo esto. Rosseler por su parte fue segundo en Benelux, rozando el triunfo en las dos cronos (tercero y cuarto) y que finalizó segundo el Circuito Franco-Belga tras llevarse una etapa.

El resto del equipo lo conformarán De Weert, Devenys, Engels, Hovelynck (sexto en el campeonato belga en ruta), Hulsmans, Kvist (ganador de la Copa de las Naciones sub-23 de Canadá), Malacarne, Reda (segundo en el Giro della Romagna y el Trofeo Matteotti), Schwab, Seeldrayers (buen escalador, top-20 en Alemania), Tosatto, Van de Walle (octavo en California), Van Impe, Velo, Wynants (top-10 en varias carreras de un día como el Trofeo Sóller en el que fue tercero).

Altas
  • Dario Cataldo (Liquigas)
  • Sylvain Chavannel (Cofidis)
  • Dominique Cornu (Silence)
  • Kevin de Weerdt (Cofidis)
  • Dries Devenys (Silence)
  • Kurt Hovelynck (Topsort)
  • Davide Malacarne (neo/trainée)
  • Jerome Pineau (Bouyges)
  • Francesco Reda (NGC)
  • Marco Velo (Milram)

Bajas

  • Paolo Bettini (retirado)
  • Matteo Carrara (Vacansoleil)
  • Wilfried Crestkens (Silence)
  • Alexander Efimkin (AG2R)
  • Mauro Facci (recalificado)
  • Juan Manuel Gárate (Rabobank)
  • Dymitro Grabovskyy (ISD)
  • Alesandro Proni (ISD)
  • Leonardo Scarselli (ISD)
  • Gert Steegmans (Katusha)
  • Andrea Tonti (Fuji)
  • Davide Vigano (Fuji)
  • Giovanni Visconti (ISD)

2 comentarios:

Antonio dijo...

está muy bien

Anónimo dijo...

está muy bien